Skip to Content

Eczema En Niños, Cuidados Ambulatorios

INFORMACIÓN GENERAL:

El eczema

o dermatitis atópica, es un sarpullido rojo en la piel que causa comezón. Es común en niños de 2 meses a 5 años de edad. Es más probable que un niño tenga eczema si también tiene asma o alergias. Los brotes pueden presentarse en cualquier época del año, pero son más comunes en el invierno. Es posible que el niño tenga brotes por el resto de su vida.

Los siguientes son los síntomas más comunes:

  • Parches en la piel secos, rojos y con comezón
  • Protuberancias o ampollas que forman costra o supuran un líquido transparente
  • Áreas en la piel que son gruesas, escamosas o duras como el cuero
  • Irritabilidad y dificultad para dormir debido a la comezón.

Busque atención médica inmediata al presentar los siguientes síntomas:

  • Fiebre o rayas rojas que le suben por el brazo o la pierna del niño
  • El sarpullido está más inflamado, rojizo o caliente

El tratamiento para el eczema

se enfoca en aliviar en su niño el dolor y la picazón y proporcionar más humedad a su piel. Sus síntomas deberían mejorar después de 3 semanas de tratamiento. No existe una cura para el eczema. Su niño podría necesitar alguno de los siguientes:

  • Los medicamentos , como los inmunosupresores, ayudan a aliviar la comezón, el enrojecimiento, el dolor y la inflamación. Dichos medicamentos se pueden recetar en forma de pastillas o cremas. Es probable que también le receten antihistamínicos para aliviar la comezón o antibióticos en caso de tener una infección en la piel.
  • La fototerapia o luz ultravioleta, puede servir para sanar la piel de su niño.

Como manejar el eczema de su niño:

  • Evite que se rasque. Los síntomas empeoran cuando el niño se rasca. Córtele bien las uñas para que no se abra la piel cuando se rasca. Cúbrale las manos con guantes o mitones mientras duerme.
  • Mantenga la piel del niño humectada. Aplique loción, crema o un ungüento sobre la piel del niño. Hágalo justo después del baño o la ducha, cuando su piel todavía está húmeda. Pregunte al proveedor de salud del niño cuál producto puede usar y con qué frecuencia debería usarlo. No use una loción ni crema con alcohol, ya que podría resecar la piel del niño.
  • Use vendas húmedas tal como le hayan indicado. Esto permite que la humedad penetre en la piel del niño. También puede evitar que el niño se rasque.
  • Permita que el niño tome una ducha o baños de tina que duren menos de 10 minutos. Utilice jabón en barra suave. Enséñele a secarse dando palmaditas.
  • Escoja ropa de algodón. Vístalo con prendas holgadas de algodón o una mezcla de algodón. Evite la ropa de lana.
  • Use un humidificador para añadir humedad en el aire de su hogar.
  • Reduzca los alérgenos en su casa. No permita que las mascotas entren a la casa. Escoja plantas artificiales en vez de plantas naturales.
  • Use jabones y detergentes suaves. Consulte con el proveedor de salud del niño sobre qué jabones, detergentes y champús suaves son los mejores para el niño. No use suavizante para la ropa.

Programe una cita con su proveedor de salud de su niño como se le haya indicado:

Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante las citas de su niño.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su niño. Informarse acerca del estado de salud del niño y sobre la forma como puede tratarse. Discuta con los médicos de su niño las opciones de tratamiento para decidir el cuidado que se usted desea para él. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide