Skip to Content
Is it time for a new insulin treatment? Learn more >>

Diabetes Tipo 2 En Adultos

LO QUE NECESITA SABER:

La diabetes tipo 2 es una enfermedad que afecta el modo en que su organismo utiliza la glucosa (azúcar). Generalmente, cuando el nivel de azúcar en la sangre aumenta, el páncreas produce más insulina. La insulina ayuda al cuerpo a extraer el azúcar de la sangre con el fin de usarla como fuente de energía. La diabetes mellitus tipo 2 se desarrolla ya sea porque el cuerpo no puede producir suficiente insulina, o es incapaz de usarla adecuadamente. Después de muchos años, su páncreas podría dejar de producir insulina.

MIENTRAS USTED ESTÁ AQUÍ:

Consentimiento informado

es un documento legal que explica los exámenes, tratamientos, o procedimientos que usted podría necesitar. Un consentimiento informado significa que usted comprende que es lo que se va a realizar y que puede tomar decisiones sobre lo que usted desee. Usted da su permiso al firmar el formulario de consentimiento. Puede designar a otra persona para que firme este formulario por usted si usted no puede hacerlo. Usted tiene el derecho de comprender su cuidado médico en términos o palabras que usted pueda entender. Antes de firmar el documento de consentimiento, entienda los riesgos y beneficios de lo que se le hará. Asegúrese que todas sus preguntas sean contestadas.

Un dietista

puede colaborar con usted para encontrar un plan alimenticio que le servirá para controlar su nivel de azúcar en la sangre. Pregunte cómo puede integrar sus comidas preferidas a este plan alimenticio. Pregunte a su médico por más información sobre la planeación de alimentos.

Una cánula intravenosa

es un tubo pequeño que se coloca en la vena y se usa para administrar medicamentos o líquidos.

Medicamentos:

Los medicamentos hipoglucémicos o la insulina pueden recetarse para disminuir la cantidad de azúcar en su sangre. Estos medicamentos le ayudan a su cuerpo a extraer el azúcar de sus células, donde es almacenada para producir energía. Es posible que también necesite medicamento para disminuir su riesgo de una enfermedad cardíaca.

Exámenes:

  • Pruebas de glucosa en la sangre se puede revisar 3 o más veces al día. Esto se realiza usualmente antes de las comidas y al acostarse.
  • Una muestra de orina puede mostrar la cantidad de cetonas y azúcar en su orina. Este examen ayuda a mostrar lo bien que está controlado su nivel de azúcar y si usted necesita de más exámenes.

Educación sobre la diabetes:

Los médicos le enseñarán cómo manejar su diabetes. Es probable que también lo visite un médico en su hogar para enseñarle más sobre la diabetes, o usted también puede ir a clases. Le enseñarán qué hacer si su nivel de azúcar en la sangre sube o baja demasiado. También le ayudarán a planear para un día de enfermedad.

RIESGOS:

La diabetes que no está controlada puede causar daño a su sistema nervioso, las venas y las arterias. Los niveles altos de azúcar en la sangre podrían dañar tejidos y órganos del cuerpo con el tiempo. El daño a las arterias aumenta su riesgo de sufrir un ataque cardíaco y un derrame cerebral. El daño a los nervios puede llevar a otros problemas del corazón, estómago y de los nervios. La diabetes es una enfermedad de peligro mortal si no recibe tratamiento. Controlar sus niveles de glucosa de la sangre para prevenir problemas de salud.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide