Skip to Content

Cuidado De La Sonda De Línea Media De Su Niño

LO QUE NECESITA SABER:

Una sonda de línea media es una sonda que se coloca dentro de una vena en la parte superior del brazo de su niño. La sonda de su niño podría tener varios puertos. Los puertos son tubos en los que se puede inyectar medicamentos. Una sonda de línea media puede permanecer puesta por varias semanas o meses. Es probable que su niño necesite de una sonda de línea media para recibir medicamentos o líquidos. La sonda podría también usarse para extraerle muestras de sangre que se enviarán al laboratorio para exámenes.

INSTRUCCIONES SOBRE EL ALTA HOSPITALARIA:

Llame al 911 en caso de presentar lo siguiente:

  • Su hijo se siente mareado, le falta el aire o tiene dolor en el pecho.
  • Su hijo tose sangre.
  • Su hijo tiene dificultad para respirar

Busque atención médica de inmediato si:

  • La sangre empapa el vendaje del niño.
  • El brazo de su niño está caliente, adolorido y más grande de lo usual.
  • Su niño tiene dificultad para mover el brazo.
  • La sonda de su niño se sale de lugar.

Consulte con su médico sí:

  • Su hijo tiene fiebre .
  • Su hijo tiene inflamación, enrojecimiento, dolor o pus en el área donde le insertaron el catéter.
  • Usted no puede enjuagar la sonda de su niño o su niño le dice que le duele cuando usted enjuaga la sonda.
  • Usted nota una perforación o grieta en el tubo de la sonda de su niño.
  • Usted ve que sale líquido del área de inserción.
  • Se le acaban los suministros necesarios para cuidar de la sonda de su niño.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes sobre la condición o el cuidado de su hijo.

Cómo cambiar la venda y limpiar la piel de su niño:

El médico de su niño le indicará con qué frecuencia debe cambiarle el vendaje. Cambie el vendaje cada vez que se moje, se ensucie, o se mueva de lugar. Mantenga la sonda de su niño cubierta en todo momento con una venda. Usted probablemente necesitará que alguien le ayude a cambiar la venda. Haga lo siguiente para cambiar la venda de su niño:

  • Lávese las manos con agua y jabón o un gel para manos a base de alcohol. Póngase los guantes limpios.
  • Sostenga la punta de la sonda de su niño para que no se mueva. Lentamente quite el vendaje jalándolo hacia el área donde insertaron la sonda (área de inserción). No jale la venda en dirección opuesta al área donde la insertaron. Esto puede terminar sacando la sonda.
  • Si la sonda de su niño está bien asegurada con algún dispositivo, quítelo según indicaciones dadas.
  • Limpie el área de inserción con una solución limpiadora y según indicaciones dadas. Limpie la piel alrededor del área de inserción con una solución limpiadora según indicaciones dadas. Empiece a limpiar en la zona más cercana al área de inserción y de ahí limpie hacia afuera en forma circular.
  • Limpie el tubo que sale de la piel de su hijo con una solución limpiadora según indicaciones dadas.
  • Coloque un dispositivo o seguro nuevo alrededor de la sonda de su niño según indicaciones dadas.
  • Aplique la venda según indicaciones. Si la venda es transparente, asegúrese de poder ver el área de la inserción.

Cómo cuidar de las tapas y el tubo:

  • Limpie la tapa de la inyección antes de cada uso. Lave su manos y póngase guantes antes de limpiar cada tapón de inyección. Sujete la sonda sobre el tapón con 1 mano. Limpie bien la tapa de la inyección con una almohadilla con alcohol por 15 segundos.
  • Cambie el tapón de inyección cada 3 a 7 días o de acuerdo con las indicaciones. Lávese las manos y póngase los guantes antes de cambiarlas los tapones. Si la sonda viene con seguros, cierre los seguros de cada puerto. Gire las tapas para quitarlas de la punta de cada puerto. Limpie la punta de cada puerto con una almohadilla con alcohol por 15 segundos. Coloque una tapa nueva en la punta de cada puerto.
  • Cambie y limpie el tubo del medicamento según indicaciones dadas. Seguramente tendrá que conectar un tubo adicional a la sonda de su niño cuando le administra medicamentos. Pregúntele al médico de su niño con cuánta frecuencia debe cambiar el tubo para el medicamento. Lávese las manos y póngase guantes antes de tocar el tubo para medicamento de su niño. Limpie la extremidad del tubo con una toallita con alcohol antes de sujetarla a la tapa de inyección. No se olvide de tapar la punta del tubo para medicamento siempre que no lo esté usando.

Cómo enjuagar la sonda de su niño:

El médico de su niño le indicará con qué frecuencia debe enjuagar la sonda. También le dirá cuánta solución salina usar para enjuagarla. Si la sonda de su niño tiene más de 1 puerto, va a tener que enjuagarlos todos. Haga lo siguiente para enjuagar la sonda:

  • Lávese las manos con agua y jabón o un gel para manos a base de alcohol. Póngase los guantes limpios.
  • Limpie bien la tapa de la inyección con una almohadilla con alcohol por 15 segundos.
  • Empuje el extremo de la jeringa vacía para que el émbolo llegue hasta el extremo. Esto eliminará cualquier aire en la jeringa. Es importante evitar que se inyecte aire a través de la sonda.
  • Pegue la jeringa con solución salina a la tapa de inyección.
  • Lentamente apriete el desatascador de la jeringa para enjuagar la sonda. No fuerce la solución salina dentro de la sonda. Esto podría causar daño a la sonda o a su vena. Llame al médico del niño si usted no puede enjuagar la sonda.
  • Deseche la jeringa según indicaciones dadas. Limpie la tapa de inyección con una almohadilla con alcohol por 15 segundos.

Prevención de una infección en el torrente sanguíneo:

  • Lávese las manos y las manos de su niño frecuentemente. Lávese las manos antes y después de tocar la sonda de su niño. Use jabón y agua o un ungüento con base de alcohol. Dígale a las personas que lo visiten que también deben lavarse las manos antes y después de visitarlo. Esto ayudará a disminuir los gérmenes en su casa.
  • Limite el contacto con la sonda de su niño. Dígale a su niño que no toque la sonda. Usted solamente debe tocar la sonda cuando tiene que administrarle medicamentos o limpiarla. No permita que otras personas toquen la sonda o los tubos de su hijo.
  • La sonda de su niño debe estar cerrada con seguro siempre que no la esté usando. Esto va a prevenir que aire y agua entren a la sonda.
  • No permita que su niño nade o tome un baño de tina. Esto puede causar que los gérmenes ingresen en la sonda. Su hijo puede tomar una ducha o tomar un baño de esponja.
  • Cubra la sonda de su niño con una cobertura impermeable antes de que se duche. Pregunte al médico de su niño dónde puede comprar una cubierta impermeable. En cambio, podría indicarle que use una bolsa plástica o envoltura sobre la sonda de su niño. Ayude a su niño a mantener la sonda alejada del agua lo más posible durante el baño. Cambie el vendaje si se moja.
  • Revise la sonda de su niño todos los días para detectar signos de infección. Fíjese si su piel está roja, inflamada, supura pus o líquido. Reporte cualquier dolor en el área de colocación o signos de infección al médico de su niño inmediatamente. La fiebre también puede ser un signo de infección.

Cuidado del niño:

  • Pregunte al médico de su niño qué actividades son seguras para él. No permita que su niño alce nada que pese más de 5 libras. No permita que su hijo practique deportes de contacto hasta que su médico lo autorice a hacerlo.
  • Dele suficientes líquidos a su niño. Los líquidos le ayudarán a prevenir la deshidratación y los coágulos sanguíneos. Pregúntele al médico de su niño cuánto líquido debe darle a diario y cuáles líquidos son mejores para su niño.
  • Dígale a los médicos de su niño que tiene una sonda puesta. Dígales que no le pongan vías intravenosas, que no le saquen sangre ni le tomen la presión en el brazo que tiene la sonda. No permita que le pongan la vacuna contra la gripe ni otras vacunas en el brazo que tiene la sonda.

Programe una cita con su médico de su niño como se le haya indicado:

Anote sus preguntas para que se acuerde de hacerlas durante las citas de su niño.

© 2017 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide