Skip to Content

Conmoción Cerebral En Niños

LO QUE NECESITA SABER:

Una conmoción cerebral es una lesión en el tejido o los vasos sanguíneos del cerebro del niño. Por lo general es causada por un golpe en la cabeza que es el resultado de una caída, un accidente automovilístico o una lesión deportiva. Algunas veces una sacudida fuerte puede causar una conmoción cerebral.

MIENTRAS USTED ESTÁ AQUÍ:

Formulario de consentimiento

es un documento legal que explica las pruebas, tratamientos, o procedimientos que su hijo podría necesitar. Firmar este formulario de consentimiento significa que usted tiene conocimiento completo sobre lo que se le va a hacer, y que puede tomar decisiones sobre lo que quiere que le hagan. Usted esta dando su permiso al firmar esta formulario. Usted puede permitir que otra persona firme esta formulario si no tiene la habilidad para hacerlo. Usted tiene el derecho de comprender el cuidado médico de su hijo en términos y palabras que usted entienda. Antes de firmar el formulario, comprenda los riesgos y beneficios de lo que le van a hacer a su hijo. Asegúrese que todas sus preguntas hayan sido contestadas.

Descanso:

Es posible que el niño deba guardar cama para descansar después de la conmoción cerebral. El médico de su hijo le dejará saber cuándo el niño puede retomar sus actividades regulares. Hable con el médico del niño si tiene alguna pregunta.

Apoyo emocional:

Puede permanecer con el niño para reconfortarlo y brindarle respaldo. El niño se sentirá más seguro en el hospital si usted u otro ser querido se encuentra con él. Pregunte a los médicos si otro integrante de la familia se puede quedar con el niño cuando usted no pueda hacerlo. Traiga algún objeto que le guste al niño de su casa, como una cobija, un juguete preferido o prendas de ropa.

Pruebas:

  • Monitor cardíaco: Se emplea este aparato para comprobar la manera en que el corazón del niño está reaccionando frente a la conmoción cerebral. Se colocan parches adhesivos en el pecho del niño. Cada parche tiene un cable que se conecta a una pantalla similar a la de un televisor o una pequeña caja portátil. Esta pantalla o caja muestra imágenes de los latidos del corazón del niño. Los médicos observan estas imágenes para asegurarse de que el corazón del niño esté funcionando bien.
  • Análisis de sangre: Es posible que le tomen muestras de sangre al niño para analizarla. Por lo general se saca sangre del brazo, mano, dedo, pie, talón o de la línea intravenosa del niño. Es posible que le tomen muestras de sangre más de una vez.
  • Examen neurológico: El médico examinará los ojos y la memoria del niño, y la facilidad con que se despierta. Es posible que también compruebe la fuerza de los brazos, manos, piernas y pies del niño. Estas pruebas indican al médico si el cerebro del niño está funcionando bien.
  • Tomografía computarizada: Un equipo de rayos X usa una computadora para tomar imágenes del cerebro del niño. Es posible que le administren un tinte antes de tomar las imágenes para que los médicos las puedan ver con mayor claridad. Diga al médico si el niño tiene alergia al iodo o los mariscos. Es posible que también sea alérgico al tinte. El niño deberá permanecer inmóvil durante el breve tiempo que dura esta prueba. Algunos niños son demasiado pequeños o se mueven demasiado y no se les puede hacer una tomografía computarizada. Es posible que administren un medicamento al niño para que se relaje o se duerma y puedan hacerle esta prueba.
  • Imagen por resonancia magnética: Este estudio usa imanes muy potentes y una computadora para tomar imágenes de la cabeza y los vasos sanguíneos del niño. Es posible que le administren un tinte para que las imágenes sean más claras. Diga al médico si el niño tiene alergia al iodo o los mariscos. Es posible que también sea alérgico al tinte. No permita que el niño entre a la sala donde le harán el estudio con ningún objeto de metal. El metal puede causar lesiones graves. Diga al médico si el niño tiene algún implante de metal dentro o fuera del cuerpo.
  • Radiografías: Es posible que el niño deba hacerse radiografías de la cabeza y el cuello para asegurar que no se haya lesionado el cuello. Las radiografías se usan para comprobar si tiene alguna otra lesión, como una fractura.

Tratamientos:

  • Hielo: Algunas veces un golpe en la cabeza causa moretones, hinchazón o un corte en la piel del niño. Un médico puede usar hielo para calmar el dolor y la hinchazón que tiene el niño. Lo mejor es comenzar a usar el hielo inmediatamente después de ocurrida la lesión y continuar usándolo durante las siguientes 24 a 48 horas. No aplique el hielo directamente sobre la piel ni por más de 20 minutos cada vez. La piel del niño se podría quemar si la bolsa de hielo no está envuelta o si se deja durante mucho tiempo en un área de su cuerpo.
  • Línea IV: Una línea IV es una cánula que se introduce en una vena del niño. Puede que la coloquen en la mano, el brazo, tobillo, pie o cabeza del niño. Es posible que la línea IV esté conectada a una máquina que administra medicamentos o líquidos al niño. Una vez que el niño haya recibido suficiente líquido o medicamento, pueden desconectar la línea IV de la máquina. Es posible que el niño todavía necesite tener la línea intravenosa o que se la retiren. Diga a un proveedor médico si el niño siente dolor o nota enrojecimiento, ardor o hinchazón en el sitio de la línea IV.
  • Oxígeno: Es posible que el niño reciba oxígeno a través de una máscara o pequeños tubos que se colocan en la nariz. Algunos niños reciben oxígeno mediante una tienda o campana de oxígeno. No le quite el oxígeno al niño sin antes preguntar al médico.

RIESGOS:

  • Rara vez ocurre, pero algunas personas presentan síndrome posterior a la conmoción cerebral. Es posible que los síntomas de este síndrome recién se manifiesten varias semanas o meses después de ocurrida la lesión, y por lo general desaparecen con el tiempo. Algunas personas necesitan recibir más tratamiento. Con este síndrome el niño puede tener síntomas como dolor de cabeza o cambios en la vista. También es posible que se sienta ansioso, deprimido y tenga dificultad para controlar su ira, o que tenga problemas de memoria.
  • Es posible que el niño haya tenido otras lesiones en el mismo momento que la conmoción cerebral, como una lesión en el cuello o el rostro. Cuanto más tiempo haya estado inconsciente el niño, más grave es posible que sea la conmoción cerebral. Con cada conmoción cerebral adicional que el niño tenga aumentará su riesgo de tener problemas más adelante en su vida. Entre estos problemas se incluyen la falta de coordinación o dificultad para pensar o concentrarse. Las conmociones cerebrales reiteradas pueden poner en peligro su vida.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación del cuidado de su niño. Informarse acerca del estado de salud del niño y sobre la forma como puede tratarse. Discuta con los médicos de su niño las opciones de tratamiento para decidir el cuidado que se usted desea para él.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide