Skip to Content

Concusión

LO QUE NECESITA SABER:

Una concusión es una herida al tejido o vasos sanguíneos del cerebro. También se conoce como una herida a la cabeza cerrada o herida traumática leve al cerebro. Una concusión generalmente, es causada por un golpe o choque a la cabeza debido a una caída, un choque automovilístico o una lesión deportiva. A veces, el ser sacudido forzosamente puede causar una concusión. Una concusión cambia como funciona el cerebro y debe de ser tomada seriamente.

MIENTRAS USTED ESTÁ AQUÍ:

Formulario de consentimiento

es un documento legal que explica los exámenes, tratamientos, o procedimientos que usted podría necesitar. Al firmar esta forma usted certifica que entiende lo que se va a hacer, y que usted puede tomar decisiones sobre lo que quiere. Usted esta dando su permiso al firmar este formulario de consentimiento. Usted puede permitir que otra persona firme este formulario si no tiene la habilidad de hacerlo. Usted tiene el derecho de comprender su cuidado médico en términos o palabras, que entienda con claridad. Antes de firmar el formulario, comprenda los riesgos y beneficios de lo que se va a hacer. Asegúrese que todas sus preguntas sean contestadas.

Descanso:

Puede ser que usted necesite descansar después de una concusión. Pregúntele a su médico cuándo puede regresar a sus actividades regulares.

Pruebas:

Usted puede necesitar uno o más de las siguientes pruebas. Los resultados de estas pruebas ayudan a los médicos en planear el tratamiento más adecuado para usted.

  • Exámenes de sangre: Usted podría tener extracción de sangre para proveer información a sus médico sobre la función de su cuerpo. La sangre puede ser extraída de su mano, brazo, o a través de un IV.
  • Examen neurológico: Esto también se conocen como signos, revisiones, o estado neurológico. El examen neurológico le puede enseñar a los médicos como esta funcionando su cerebro después de una lesión o enfermedad. Los médicos revisan su pupila (punto negro en el centro de cada ojo) para ver como esta reaccionando a la luz. Podrían revisar su memoria y cuan fácil se le hace despertarse. También podrían examinar la fuerza en sus manos y su balance.
  • Monitor cardíaco: También se conoce como ECG o EKG. Parches adhesivos colocados en su piel registran la actividad eléctrica de su corazón.
  • Escán TC: Un rayos-X utiliza una computadora para tomar imágenes de su cerebro. Puede que se le administre un tinte antes de tomar las imágenes para ayudar a los médicos a ver las imágenes mejor. Dígale a los médicos si usted es alérgico al yodo o a los mariscos. Puede que usted también sea alérgico al tinte.
  • IRM: Durante un IRM se toman imágenes de su cabeza. El IRM se puede usar para observar el cerebro, músculos, articulaciones, o vasos sanguíneos. Usted necesita permanecer acostado muy quieto durante un IRM. Nunca entre a una habitación de IRM con algún objeto de metal. Esto podría causara una lesión seria.
  • Radiografía de columna cervical: Usted puede necesitar rayos X de las 7 vértebras o pequeños huesos que componen su columna vertebral a la altura del cuello para comprobar si tiene fracturas en tales vértebras u otros problemas en su cuello. Varias imágenes pueden ser tomados de los huesos en su cuello.
  • Rayos-X del cráneo: Si los médicos piensan que usted pueda tener huesos quebrados en la cabeza o rostro, puede que se realicen rayos-X del cráneo. Estos rayos-X pueden ayudar a los médicos a encontrar huesos quebrados en su cabeza y rostro.

Tratamientos:

  • Hielo: Utilice un paquete de hielo o ponga hielo triturado en una bolsa plástica. Cubra el paquete de hielo con una toalla y póngalo sobre su cabeza por 15 a 20 minutos cada hora por hasta 2 días.
  • Usted podría necesitar oxígeno adicional si el nivel de oxígeno en su sangre esta más bajo de lo que debería estar. Usted podría recibir oxígeno a través de una máscara colocada sobre su nariz y boca o a través de pequeños conductos colocados en su orificio nasal. Consulte con su proveedor de salud antes de quitarse la máscara o conducto de oxígeno.

RIESGOS:

  • Raramente, algunas personas desarrollan síndrome posconmocional. El síndrome posconmocional puede que no comience por varias semanas o meses después de una herida, y usualmente desaparece al pasar el tiempo. Algunas personas necesitan más tratamiento. Puede que usted tenga síntomas, como dolor de cabeza o cambios en la visión, con síndrome posconmocional. Puede que usted también se ponga ansioso, deprimido, o tenga dificultad en manejar su coraje, o tenga problemas con su memoria.
  • Puede que usted también haya tenido otras heridas a la misma vez que la concusión, como una lesión al cuello o rostro. El más tiempo que usted estuvo inconsciente, lo más grave puede ser la concusión. Cada concusión adicional que usted tiene puede aumentar su riesgo de problemas prolongados. Estos problemas incluyen coordinación insuficiente o dificultad para pensar o concentrarse. El tener concusiones repetidas puede amenazar la vida.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta con sus médicos sus opciones de tratamiento para juntos decidir el cuidado que usted quiere recibir. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento.

© 2016 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide