Toracentesis

LO QUE USTED DEBE SABER:

La toracentesis es un procedimiento para extraer el exceso de líquido o aire entre los pulmones y la pared torácica interior. La acumulación de aire o de líquido podrían dificultad la respiración. La toracentesis permite que los pulmones se expandan completamente para que usted pueda respirar más fácilmente.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta con sus médicos sus opciones de tratamiento para juntos decidir el cuidado que usted quiere recibir. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento.

RIESGOS:

  • El pulmón podría perforarse por la aguja y colapsar. Usted podría sangrar mas de lo esperado o contraer una infección debido al procedimiento. Es posible que tenga dolor de pecho, tos, náusea o que se sienta mareado. Los nervios, vasos sanguíneos y órganos cercanos, como el hígado y bazo podrían sufrir daño. Aún después del tratamiento, el aire o líquido en el pecho podrían no drenarse por completo. Es posible que se acumule aire o líquido de nuevo y que usted necesite otra toracentesis.

  • Sin una toracentesis, el aire o líquido adicional podría continuar acumulándose en el pecho. Los problemas respiratorios podrían empeorar. Es posible que usted necesite otros procedimientos para drenar el aire o líquido. Es posible que el médico no pueda saber mas acerca de la causa de su condición. Usted podría no recibir el tratamiento que necesite.

PREPARÁNDOSE:

La semana antes del procedimiento:

  • Anote la fecha correcta, el tiempo, y el lugar de su procedimiento.

  • Arregle su viaje de vuelta a casa. Pida a un miembro de familia o a un amigo que lo lleva a su casa después de su cirugía o procedimiento. No maneje por su cuenta.

  • Pregúntele a su médico si usted tiene que dejar de usar la aspirina o algun otro medicamento prescribida o sin receta médica antes de su procedimiento o cirugía.

  • Informe al médico si usted es alérgico a algún medicamento. Infórmele acerca de cualquier condición médica que pudiera tener, como la diabetes o un trastorno de coagulación.

  • Usted podría necesitar exámenes de sangre, radiografías del pecho o una tomografía computarizada. Pregunte al médico por mas información sobre estos exámenes. Escriba la fecha, hora y ubicación de cada examen.

El día del procedimiento:

  • Los médicos pueden insertar un tubo intravenoso en su vena. Por lo general, una vena en el brazo es elegida. Por el tubo intravenoso, pueden darle líquidos y medicina.

  • A usted o un miembro de su familia cercano se les pedirán firmar un pedazo de documento legal conocido como un formulario de autorización. Esto da su permiso a los médicos para hacer el procedimiento o cirugía. También explica los problemas que puedrían ocurrir, y sus opciones. Esté seguro que todos sus preguntas hayan sido contestadas antes de que usted firme esta forma.

TRATAMIENTO:

Lo que va a suceder:

  • A usted le administrarán anestesia local para adormecer el área en dónde se introducirá la aguja. El médico introducirá una aguja y la moverá entre las costillas. El podría usar un ultrasonido para ayudar a guiar la aguja.

  • Si el procedimiento se realizó para recolectar líquido para exámenes, se extraerá una pequeña cantidad del mismo. Luego se extrae la aguja y se coloca un vendaje sobre el área. Si se necesita drenar mas líquido, se colocará un pequeño tubo de plástico y se extraerá la aguja. El tubo se conectará a un dispositivo de recolección y el líquido se drenará lentamente. Podría utilizarse un dispositivo para medir la presión dentro del pecho. Esto ayudará al médico a revisar si se ha drenado suficiente líquido. Cuando se drene suficiente líquido, el tubo se removerá y el área se cubrirá con un vendaje.

Después del procedimiento:

Usted necesitará permanecer en la cama y descansar después del procedimiento. Cuando el médico lo apruebe, le permitirán ir a su hogar. Si el médico necesita que usted permanezca en el hospital, lo llevarán a una habitación. Es posible que se necesite una radiografía del pecho para verificar que los pulmones no sufrieron daño durante el procedimiento.

PÓNGASE EN CONTACTO CON UN MÉDICO SI:

  • Usted no puede llegar para el procedimiento.

  • Usted se enferma de un resfrío, gripe o tiene fiebre.

  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca del procedimiento o cuidado.

BUSQUE ATENCIÓN INMEDIATA SI:

  • Los problemas por los cuáles usted está teniendo el procedimiento empeoran.

© 2014 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide
(web5)