Hernia Inguinal

INFORMACIÓN GENERAL:

¿Qué es una hernia inguinal?

Una hernia inguinal ocurre cuando una asa del intestino, gasa o tejido sale de su lugar dentro del abdomen. Parece una protuberancia o bulto bajo la piel o cerca de la ingle.

¿Cuáles son los tipos de hernias inguinales?

  • Hernia inguinal directa: El tejido intestinal o parte de otro órgano podría deslizarse a través de un área débil de la pared muscular abdominal. La mayoría de las veces, este tipo de hernia provoca un bulto en el área de la ingle.

  • Hernia inguinal indirecta: Esto ocurre cuando parte de un órgano, intestino o tejido de la pared abdominal cae dentro del canal inguinal. El canal inguinal es el conducto en forma de tubo que traspasa la pared de la parte inferior del abdomen. En las mujeres, este conducto sostiene el tejido que ayuda a mantener el útero en su lugar. En los varones, este conducto permite que los testículos caigan en el escroto antes del nacimiento. Si este conducto no cierra, los intestinos o tejidos del abdomen pueden deslizarse a través de esta área. En los hombres, este tipo de hernia usualmente se encuentra en el escroto. El escroto es la bolsa donde se encuentran los testículos. En las mujeres, la hernia puede sentirse en los labios vaginales.

¿Qué provoca las hernias inguinales?

Algunas veces se desconoce la causa. Las hernias inguinales usualmente ocurren debido a un agujero o a un área débil en los músculos de la pared abdominal. Es posible que usted haya nacido con este debilitamiento o que el área se hubiera debilitado con la edad. Una lesión o una cirugía algunas veces puede debilitar la pared abdominal. A usted podría salirle una hernia después de levantar algo pesado. El esforzarse después de una evacuación intestinal, de tener una tos fuerte o de estornudar, podría provocarle una hernia. Es posible que los riesgos aumenten si usted fuma o tiene sobrepeso. El embarazo puede provocar una hernia. Un testículo no descendido podría aumentar el riesgo de una hernia. Las hernias inguinales son mas comunes en los hombres. Es posible que usted sea mas propenso de tener una hernia si otros miembros de la familia la tienen. Si usted tuvo una hernia en el pasado, podría ocurrir otra vez.

¿Cuáles son los signos y síntomas de una hernia inguinal?

Una hernia podría ocurrir con el tiempo o de repente. Usted podría sentir un desgarre muscular en la pared del abdomen o en la ingle. Es posible que usted ni siquiera sepa que tiene una hernia hasta que el médico la encuentre durante un examen de rutina. Usted podría notar lo siguiente:

  • Usted tiene un bulto suave o protuberancia en la ingle o en el abdomen bajo. Podría aumentar el tamaño cuando tosa, estornude o se esfuerce debido a una evacuación intestinal.

  • Usted tiene un bulto o inflamación en el escroto.

  • Usted tiene dolor o ardor en el abdomen que podría empeorar al toser, estornudar, levantarse o estar de pie durante un largo tiempo.

  • Su piel en la ingle está inflamada y es de color rojo, gris o azul.

¿Cómo se diagnostica una hernia inguinal?

Su médico lo examinará. El podría pedirle que se incline o que tosa para revisar si puede sentir la hernia. Es posible que usted necesite exámenes de sangre o rayos x.

¿Cómo se trata una hernia inguinal?

  • Iboprufeno o acetaminofeno: Estos medicamentos disminuyen el dolor. Están disponibles sin receta médica. Pregúntele a su médico cuál medicamento es el adecuado para usted. También pregúntele la cantidad que debe tomar y qué tan seguido. Siga las instrucciones. Estos medicamentos puede provocar sangrado estomacal si no los toma correctamente. El iboprufeno puede provocar daño al riñón. No tome iboprufeno si tiene una enfermedad renal, una úlcera o si es alérgico a la aspirina. El acetaminofeno puede provocar daño al hígado. No beba alcohol si está consumiendo acetaminofeno.

  • Reducción: El acostarse en posición plana podría ayudar a que su hernia regrese por sí sola al interior de su abdomen. Si esto no funciona, su médico puede empujarla suavemente y regresarla hacia el interior de su abdomen. Esto se conoce como reducción de la hernia. Para facilitar esta acción, su médico puede pedirle que se acueste, de manera que sus caderas queden más altas que el nivel de su cabeza. También podría usarse un paquete de hielo sobre el área de la hernia si hay inflamación,

  • Cinturón de soporte: A usted le podrían recomendar que use un cinturón de soporte para mantener el área de la hernia plana.

  • Cirugía: Las hernias que son dolorosas, grandes o que están aumentando de tamaño, podrían necesitar cirugía para arreglarlas. Sin una cirugía, las hernias suelen empeorar con el tiempo. Algunas hernias podrían necesitar de cirugía de inmediato.

¿Cómo puedo evitar otra hernia inguinal?

  • Para disminuir el riesgo de una hernia, deje de fumar y pierda peso si usted tiene sobrepeso. Trate las alergias si éstas le están provocando que se esfuerce al estornudar. Evite levantar objetos pesados y cualquier otra actividad que le cause presión al abdomen.

  • Consuma alimentos que sean altos en fibra y beba al menos 8 vasos de agua al día. Haga esto para evitar el estreñimiento. Una dieta alta en fibra incluye granos enteros, salvado de trigo, cereales y fruta y verduras sin cocinar. El ejercicio puede ayudar a evitar las hernias ya que hace los músculos del abdomen mas fuertes. El ejercicio también evita el estreñimiento. Pregúntele a su médico por mas información acerca de un programa de dieta y ejercicio que sea adecuado para usted.

¿Cuáles son los riesgos de una hernia inguinal?

Si su hernia no es tratada, podrían ocurrir los siguientes problemas:

  • Encarcelación de la hernia: Una hernia encarcelada es cuando su médico no puede empujar la hernia de regreso al abdomen. El tejido se queda aprisionado o atrapado, lo cual puede provocar problemas graves. Si su hernia queda encarcelada, sus intestinos podrían quedar obstruidos. Es posible que usted presente un dolor intenso, náusea o vómito.

  • Hernia estrangulada: Una vuelta del intestino puede quedar apretada o estrangulada. Esto significa que el suministro de sangre hacia el área del intestino disminuye o se detiene. Si su hernia se estrangula, usted podría sentir dolor, náusea, vómito o fiebre. Usted podría tener estreñimiento o sangre en sus evacuaciones intestinales. Si sus intestinos se obstruyen, es posible que usted no pueda expulsar los gases ni realizar una evacuación intestinal. Si la hernia estrangulada no es tratada inmediatamente, esa parte del intestino podría morir. Esto se conoce como gangrena y puede poner en peligro su vida.

¿Cuándo debería comunicarme con mi médico?

Comuníquese con su médico si:

  • Usted tiene náusea o vómito.

  • Usted no puede empujar la hernia suavemente de regreso a su abdomen. (Haga esto solamente si su médico le mostró como hacerlo).

  • Usted está estreñido o tiene sangre en sus evacuaciones intestinales.

  • Su hernia está creciendo.

  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

¿Cuándo debería buscar ayuda de inmediato?

Busque ayuda inmediatamente o llame al 911 si:

  • Usted tiene fiebre.

  • Su hernia se queda atrapada afuera del abdomen y es dolorosa, está inflamada y se siente dura.

  • Usted deja completamente de tener evacuaciones intestinales y de pasar gas.

  • Su dolor abdominal es malo o está empeorando.
:

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de participar en la planificación de su cuidado. Aprenda todo lo que pueda sobre su condición y como darle tratamiento. Discuta con sus médicos sus opciones de tratamiento para juntos decidir el cuidado que usted quiere recibir. Usted siempre tiene el derecho a rechazar su tratamiento. Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

© 2014 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Learn more about Hernia Inguinal

Hide
(web5)