Hemodiálisis Por Insuficiencia Renal Aguda

LO QUE USTED DEBE SABER:

La hemodiálisis es un procedimiento que remueve los químicos, residuos y el líquido adicional de la sangre. La hemodiálisis realiza la función de los riñones cuando éstos no funcionan, como en caso de insuficiencia renal aguda (del riñón). La insuficiencia renal aguda se desarrolla cuando los riñones dejan de funcionar inesperadamente. Esta falla se produce con rapidez, dentro de horas o días. La máquina para la hemodiálisis lleva la sangre desde la arteria y la bombea a través de un dializador. El dializador remueve los químicos, residuos y el fluido adicional de la sangre. La sangre limpia del dializador regresa al cuerpo a través de la vena.

DESPUÉS DE SER DADO DE ALTA:

Medicamentos:

  • Podrían recetarle vitaminas. Su médico de cabecera o nefrólogo le hará saber si usted necesita tomar medicamentos de hierro y ácido fólico. Estas vitaminas podrían ayudar al cuerpo a producir glóbulos rojos. Es posible que usted también necesite tomar calcio para evitar o tratar las enfermedades de los huesos que a veces suceden con la insuficiencia renal.

  • Tome el medicamento como se le indique. Comuníquese con su médico de cabecera si cree que el medicamento no lo está ayudando o si tiene efectos secundarios. Infórmele si es alérgico a cualquier medicamento. Mantenga una lista de los medicamentos, vitaminas y hierbas que toma. Incluya las cantidades, así como cuándo y porqué los toma. Traiga con usted la lista o los envases de las píldoras a sus citas de seguimiento. Lleve consigo la lista del medicamento en caso de una emergencia.

Programe una cita con su médico de cabecera o nefrólogo como se le indique:

Su médico de cabecera le indicará con qué frecuencia el catéter de hemodiálisis tendrá que ser reemplazado. Si usted necesita mas sesiones de diálisis, es posible que necesite someterse a una cirugía para hacer una fístula arteriovenosa (FAV) o injerto arteriovenoso (IAV). Si le practicaron una cirugía para una FAV o IAV, su médico de cabecera o nefrólogo necesitan revisarlo para asegurarse de que está sanando correctamente. Escriba las preguntas que tenga para que recuerde hacerlas durante sus visitas.

Cuidados de la FAV o del IAV:

Cuando la FAV o el IAV sanen y estén funcionando bien, es posible que usted mismo necesite cuidarlos. Siga estas instrucciones:

  • Limpie la piel sobre la fístula o injerto diariamente con jabón y agua.

  • Quítese el vendaje de la fístula o injerto de 4 a 6 horas después de la hemodiálisis.

  • Revise la fístula o injerto cada día para comprobar que haya buen flujo sanguíneo tocándolo con la punta de los dedos de las manos. La sensación de zumbido significa que están funcionando.

  • Revise si hay sangrado, dolor, enrojecimiento o inflamación. Estas podrían ser señales de infección o de que la fístula o el injerto están obstruidos.

  • Evite daño a la fístula o injerto. No deje que nadie le tome la presión arterial o le extraiga sangre del brazo en el que tiene la fístula o injerto. No duerma sobre ese brazo. No use ropa ajustada o joyería.

Dieta para la diálisis:

Su médico de cabecera le hará saber si usted necesita seguir una dieta especial. Un dietista puede ayudarlo con un plan alimenticio.

  • Usted podría necesitar limitar el potasio, fósforo, sodio (sal) y líquido. Es posible que necesite mas proteína que antes de comenzar con la diálisis. Podría ser difícil consumir suficientes alimentos. El dietista podría sugerirle que agregue calorías adicionales si está perdiendo peso. Pregunte al dietista por mas información acerca de la dieta para la diálisis.

  • Pregunte cuáles líquidos puede beber y la cantidad. Escriba la cantidad de líquido que usted ingiere cada día. Recuerde contar los cubos de hielo y el hielo en pequeños pedazos. También cuente los alimentos que contengan líquido. Esto incluye a la sopa, salsa, gelatina, helado y paletas de hielo. Trate de beber sólo cuando tenga sed. Limite la cantidad de cafeína que usted consume.

  • Coma dulces duros o mastique chicle para ayudarlo a mantener la boca húmeda sin tener que beber líquidos. Las rodajas de limón podrían ayudarle también a mantener la boca húmeda.

Comuníquese con su médico de cabecera o nefrólogo si:

  • Usted tiene fiebre.

  • Usted tiene escalofríos, tos o se siente débil y adolorido.

  • Usted no tiene una sensación de zumbido en la fístula o en el injerto.

  • Usted tiene comezón o salpullido en la piel.

  • Usted no puede asistir a su próxima cita de seguimiento o de diálisis.

  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

Busque cuidado inmediatamente o llame al 911 si:

  • Su vendaje está empapado de sangre.

  • La piel alrededor de la fístula o el injerto está adolorido, caliente, rojo o inflamado.

  • Usted no puede comer o beber por estar vomitando.

  • Usted está orinando muy poco o nada.

  • Los dedos de sus manos están azules o pálidos, o se sienten fríos al tocarlos.

  • Usted está respirando rápidamente o tiene el ritmo cardíaco acelerado.

  • Usted está confundido o mareado.

  • Usted tiene dolor de pecho repentino o dificultad para respirar.

© 2013 Truven Health Analytics Inc. Information is for End User's use only and may not be sold, redistributed or otherwise used for commercial purposes. All illustrations and images included in CareNotes® are the copyrighted property of A.D.A.M., Inc. or Truven Health Analytics.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos. Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Hide
(web5)